Vacaciones a la carta

8 horas al día, 5 días a la semana, el sistema “estandar” que la mayoría de las empresas han estado utilizando durante años está variando. Muchas empresas están comprobando como la zanahoria es, generalmente, más eficiente que el palo; crea mejor ambiente y llevado con responsabilidad y compromiso, genera mejores resultados.

En ese sentido, que los empleados estén a gusto en el trabajo crea un valor añadido a la empresa, un trabajador contento es un trabajador comprometido. Es por ello, que, ciertas compañías han dado un vuelco a la política de vacaciones de sus empleados, gigantes del mercado como General Electric empiezan a ofrecer vacaciones ilimitadas a sus empleados; cada uno verá los días que puede faltar al trabajo, siempre y cuando el trabajo quede hecho.

Estas relaciones de compromiso-confianza parecen ser el futuro que los departamentos de recursos humanos de grandes compañías empiezan a optar y desde naider nos alegramos y deseamos que poco a poco, estas prácticas se extiendan a las máximas compañías e instituciones posibles.

Deja un comentario