Ser bueno tiene premio

Ser bueno tiene premio, la hacienda española está por la labor de premiar las actitudes sostenibles con el medio ambiente y por ello ha decidido rebajar con hasta un 20% del IBI a los edificios con mejor calificación energética, así los que puedan presumir de la calificación “A” verán reducida su factura del impuesto un 20 mientras que los que dispongan de B y C podrán hacerlo hasta un 16 y un 12% respectivamente.

De esta forma el gobierno trata de fomentar la eficiencia energética de los inmuebles urbanos y premiar las actitudes que considera dignas de las ciudades responsables con el medio ambiente.

Desde Naider queremos aplaudir este tipo de iniciativas  y animar a los regidores a calcar este tipo de medidas en otras áreas de la sociedad.

Deja un comentario